22 marzo 2011

La galletita que no fue, la amistad que sí


Íbamos caminando, luego de un delicioso almuerzo en la plaza "Batallón 40". Una de nosotras 3, tenía entre sus manos una pequeña bolsa de papel madera llena de galletitas, que ya las disfrutaba como rico postre. Cuando -en un momento de ímpetu- decidió a cruzar la calle con un leve trotecito, y la última galletita cayó al asfalto. Cuando llegó a la vereda, donde nosotras 2 ya estábamos paradas, las 3 miramos atónitas cómo la última galletita era aplastada por la rueda de un auto.

La galletita no fue más postre, pero fue risa.
La galletita es un recuerdo, esta amistad de las 3, es un presente.
Gracias Maga y Majo :)

Cuentos para Santi, cuentos para mí

Hoy le propuse a Santiago -mi sobrino de 4 años- leer sus libros de cuento. Elegimos: "Monstruos de visita", "Guille, el ingenioso" y "El cóndor temblor". Eran ya pasadas las diez de la noche, hora de dormir, entonces -con cierto disimulo- me acosté en su cama y él se subió rápidamente acomodándose a mi lado.  Al empezar las primeras líneas del último relato, Santi me dice: -Tía Malu, yo me voy a dar la vuelta y voy a dormir, pero vos seguí nomas leyendo.
Yo -como se dice- me reí para dentro.
Él se dio la vuelta y se durmió, yo seguí zambullida en esa magia única de los cuentos, y en mis recuerdos.